U.S. Markets closed

“Pacificado” gana la Concha de Oro

JORGE GARMA

San Sebastián (AP) — La cinta “Pacificado” del texano Paxton Winters, filmada tras años de colaboración con la comunidad de la favela Morro dos Prazeres, ganó el sábado la Concha de Oro a mejor película en el Festival de San Sebastián, mientras que su protagonista, Bukassa Kabengele, obtuvo la Concha de Plata a mejor actor.

Presenta la historia de Tati (Cassia Gil), una reservada adolescente de 13 años, y su padre Jaca (Kabengele), quien acaba de salir de prisión en medio de la turbulencia tras los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro. El proyecto surgió tras siete años de colaboración creativa entre la gente de Morro dos Prazeres y Winters. Muestra a una familia que trata de encontrar la paz en el duro entorno urbano en el que vive.

La Concha de Plata a mejor director fue para los realizadores vascos Aitor Arregi, José Mari Goenaga y Jon Garaño, por su trabajo en “La trinchera infinita”. Protagonizada por Antonio de la Torre y Belén Cuesta, la película aborda la historia de un hombre que decide encerrarse en su casa cuando se declara la Guerra Civil española, en 1936. El hombre permanece recluido durante más de tres décadas mismas que son retratadas en la cinta.

La concha de plata a mejor actriz tuvo un empate entre la española Greta Fernández (“La hija del ladrón”) y la alemana Nina Hoss (“Das Vorspiel”).

La argentina “De nuevo otra vez” de la directora Romina Paula, ganó el Premio Horizontes a mejor película latinoamericana, mientras que la chilena “Algunas bestias”, de Jorge Riquelme, conquistó el galardón en la categoría de nuevos directores.

La 67ª edición del festival ha estado marcada por el protagonismo del cine español y la presencia de numerosas películas de distinta temática social y política.

El director chileno-español Alejandro Amenábar regresó al festival cuatro años después de su anterior película, “Regresión”, para presentar “Mientras dure la guerra”, crónica de los acontecimientos que dieron lugar a la Guerra Civil desde la óptica del filósofo Miguel de Unamuno. Recibida con moderado agrado por la crítica, la cinta busca ser un ejercicio didáctico para las nuevas generaciones sobre lo que supuso el conflicto.

“Nuestra generación ha pasado de puntillas por la Guerra Civil y es bueno para un país conocer su historia para evitar que algunos episodios vuelvan a pasar", señaló el director en su presentación.

Otra de las películas españolas que ha contado con una positiva acogida es “La hija de un ladrón”, en la que la debutante Belén Funes aborda el duro reencuentro entre una hija y su padre, quien reaparece tras varios años en la cárcel, protagonizada por Fernández y su padre de la vida real, Eduard.

El cine latinoamericano, al igual que en años anteriores, también ha contado con una nutrida representación. En la sección oficial, destacaron la mexicana “Mano de obra”, del debutante David Zonana -recreación de una venganza a partir de un caso de abusos laborales- y la argentina “La odisea de los giles”, con Ricardo y Chino Darín, ambientada en la época del corralito y en la que un grupo de víctimas de una estafa decide tomarse la justicia por su mano.

El documental argentino “La ola verde”, sobre la lucha por la legalización del aborto en ese país, y la guatemalteca “Nuestras madres” acerca de las consecuencias del conflicto en ese país fueron algunas de las cintas destacadas de la sección Horizontes Latinos.

“La ola verde” conquistó el Premio RTVE La Otra Mirada, que reconoce el cine hecho desde la perspectiva de la mujer, mientras que “Nuestras madres” se llevó el galardón Cooperación Española, a la película iberoamericana que mejor apoye el desarrollo y los Derechos Humanos.

"Que esta película contribuya a crear espacios de diálogo y reconciliación en Guatemala", expresó su director, César Díaz, al recoger el premio.

La víspera la estrella española Penélope Cruz, que recogió el Premio Donostia de manos de su amigo Bono, cantante de la banda irlandesa de rock U2. En su discurso la actriz recordó a las más de mil mujeres asesinadas por violencia de género en España desde 2003.

Además de Cruz, también recogieron sus Premios Donostia en homenaje a su carrera el actor canadiense Donald Sutherland y el cineasta franco-heleno Costa Gavras.

Por la alfombra roja del festival desfilaron los actores Gael García Bernal, Edgar Ramírez, Kristen Stewart, Ricardo y Chino Darín, Juliette Binoche, y Tim Roth, entre otros.